Cuando tu jefe es un cabron y te tiene todo el día puteado, ¿qué mejor forma de vengarse que follarse a su querida esposa?. Lo que no sabía este muchacho es que la mujer del jefe es una auténtica puta follando. Lo mejor de todo es poder correrse en su boca al terminar… ¡Que placer!

Publicado en Maduras el día 23 de Julio de 2013
Compartir artículo: